TIBURÓN DE GROENLANDIA

TIBURÓN DE GROENLANDIA. Es el más longevo de todos los océanos, su esperanza de vida es superior a los 272 años y puede llegar a vivir hasta uso 400 años aproximadamente, pertenece a la familia de los Somniosidae dentro del género de los Somniosus, es conocido también como tiburón boreal, tollo de Groenlandia o tiburón dormido, éste último es un apodo por consecuencia de su lentitud al momento de moverse y de su ceguera casi completa. También es uno de los más grandes de todos, llegando a medir una longitud comprendida entre los 6 a 7 metros.

Taxonomía

  • Reino: Animalia
  • Filo: Chordata
  • Clase: Chondrichthyes
  • Orden: Squaliformes
  • Familia: Somniosidae
  • Género: Somniosus
  • Especie: S. microcephalus

Descripción física del tiburón de groenlandia

Fue descrito por primera vez a comienzos del siglo XIX, años en los que aún se desconocía mucho sobre estos animales y la era de la tecnología aún no florecía, la longitud máxima que se ha registrado de este tiburón es de 6,4 metros de largo y un peso aproximado de 1 tonelada, se conoce que algunos miembros de esta especie pueden alcanzar longitudes de 7,3 metros, sin embargo, la medida común es de 2,4 a 4,8 metros. La cabeza es alargada y su hocico es corto redondeado mientras que la forma de su cuerpo es cilíndrica, su piel es rústica y áspera, específicamente por los lados, gracias a los dentículos dérmicos que poseen cúspides rectas y resistentes.

Mandíbulas

Tiene una boca ligeramente arqueada, aunque parece totalmente recta, los dientes son muy diferentes entre sí; los que se encuentran en la mandíbula superior son delgados pero puntiagudos y tienen una fila entre 48 a 52 dientes, mientras que los de la mandíbula inferior hay una fila entre 50 a 52 dientes, estos últimos poseen cúspides cortas y están entrelazados, en la mitad de la mandíbula inferior algunos dientes apuntan en direcciones opuestas, estas formaciones se hacen más complejas conforme se va haciendo más longevo.

Coloración y aletas

El tiburón de Groenlandia puede tener diferentes tonalidades de colores, puede variar entre marrón oscuro uniforme, gris oscuro o prácticamente negro en su totalidad, a la vez, pueden presentar algunas manchas en su cuerpo de color blanco o rayas de tonalidades oscuras, todo depende de la edad que tenga.

Todas las aletas tienen un tamaño pequeño, incluyendo las pectorales, con excepción de la aleta caudal, sus aletas dorsales no son muy grandes, la primera es ligeramente más alargada que la segunda y ambas carecen de espinas. El lóbulo inferior de la aleta caudal está muy desarrollado y no posee aleta anal.

Distribución del tiburón de groenlandia

Son amantes de las temperaturas frías entre los -0,6 a -12 grados centígrados, por ello, están ampliamente distribuidos en el Océano Ártico, Océano Atlántico frente a la costa de Groenlandia, también por Islandia, Dinamarca, Alemania, Noruega, Rusia, Estados y Canadá por las zonas de Labrador, Nueva Brunswick, Nunavut y por la Isla del Príncipe Eduardo. Les encanta habitar en profundidades de 1200 metros bajo el agua, no obstante, en el invierno del Atlántico Norte específicamente por Groenlandia, se han encontrado algunos de estos tiburones de edad avanzada atrapados en el hielo de bahías poco profundas y cerca de la superficie del agua.

En el verano se sumergen a profundidades de 180 a 550 metros, en las latitudes más bajas, como el Golfo de Maine, estos tiburones se encuentran en la plataforma continental mientras que en primavera y otoño migran a aguas poco profundas.

Comportamiento del somniosus microcephalus

El tiburón de Groenlandia tiene la velocidad de nado más lenta entre todas las razas de tiburones existentes, es muy probable que sea correlacionado con su metabolismo lento y su longevo comportamiento, puede nadar aproximadamente a unos 1,22 km/h siendo su mayor velocidad de crucero solamente unos 2.6 km/h.

Ellos migran anualmente y se basan en la profundidad y la temperatura en lugar de la distancia. Durante el invierno, los tiburones se congregan en las aguas poco profundas para poder mantenerse a su temperatura favorita, pero, en verano migran por separado a las profundidades o incluso más al sur. Por lo general esta raza caracterizada por su longevidad se mantiene por encima de los 1.200 metros de profundidad, no obstante, puede llegar a mayores profundidades. Por ejemplo, ha sido observada a una profundidad de 2.200 metros por el este del Cabo Hatteras en Carolina del Norte durante años, otro caso fue en agosto de 2013 donde unos investigadores de la Universidad del Estado de Florida documentaron al primer ejemplar en el Golfo de México a una profundidad de 1.749 metros y la temperatura del agua era de 4,1 grados centígrados.

Forma de alimentarse

Es un depredador y por lo general come distintas especies de pescado, nunca se ha logrado observar la manera en que el tiburón de Groenlandia realiza su caza, especialmente por su longevidad y lento movimiento, pero, se conoce que puede comer tiburones de menor tamaño, anguilas, rayas, arenques, truchas alpinas, bacalaos, entre otros. Lo sorprendente de la dieta de los tiburones de Groenlandia es que también se han encontrado dentro de sus estómagos, restos de osos polares, caballos, alces y renos, incluso, en un caso se logró hallar un cuerpo reno entero. Es conocido por ser un tiburón carroñero, siendo atraído por el olor de la carne podrida dentro del agua.

Hábitos reproductivos del tiburón de groenlandia

La manera en que se reproduce este vertebrado es totalmente desconocida, se sabe que son vivíparos, la temporada de apareamiento comienza en verano y su periodo de gestación probablemente es superior al año o incluso hasta dos años, pudiendo dar a luz alrededor de 10 crías. La madurez sexual de estos tiburones se calcula a los 156 años una de las más largas del mundo, esto se debe al periodo excesivamente lento de crecimiento de la especie, ya que investigaciones recientes han demostrado que la tasa de crecimiento por año es comprendida entre 0,5 a 1,1 centímetros.

Años de vida del tiburón boreal

Una de las características más resaltantes del tiburón de Groenlandia es su extrema longevidad, es decir, estos tiburones pueden llegar a vivir por muchísimo tiempo. Algunas personas con estudios basados en tecnología avanzada, creen que estos tiburones son prehistóricos debido a eso, pero, tal afirmación roza en lo ridículo porque se calcula que su esperanza de vida de alrededor de 400 años de edad, siendo así el vertebrado con la mayor esperanza de vida del mundo.

La ciencia cree que es una característica que puede ser una consecuencia de habitar aguas con temperaturas muy bajas, al estar expuesto a estas condiciones la velocidad de su actividad bioquímica y crecimiento se ven disminuidas. Algunas investigaciones han descubierto que el tiburón de Groenlandia puede desarrollar células antienvejecimiento que le proporciona la facultad de eliminar genes que perjudican al ADN y a combatir enfermedades e infecciones con mejor eficiencia.

Relación del tiburón de groenlandia con otras especies

Dicho espécimen ártico está fuertemente vinculado con el durmiente del sur, mejor conocido como somniosus antarcticus y con el tiburón dormilón del pacífico o tollo negro dormilón, evidentemente pertenecen tanto al mismo género como familia, no obstante, entre ellos hay muchas características que los diferencian, una de ellas es el hábitat en la cual se encuentran. Si bien es cierto que las tres especies son tiburones árticos que prefieren las aguas frías, su distribución es totalmente distinta.

Por ejemplo, el somniosus antarcticus, nombre que la ciencia le asocia, se ubica en las aguas del sur del océano pacífico, índico y atlántico, además, no llegan a superar los 4 metros de longitud. Por otra parte, tenemos al tiburón tollo negro dormilón que se localiza por el norte del océano pacífico, de allí proviene su nombre científico de Somniosus pacificus, puede llegar a medir casi lo mismo que el tiburón de Groenlandia, pero no tiene la misma esperanza de vida que éste.

El tiburón de groenlandia en peligro de extinción

Animal casi amenazado

Esta especie se encuentra clasificada como “Casi amenazada” ya que los cambios climáticos están afectado seriamente su frío ecosistema.

Interacción del tiburón de groenlandia con las personas

Es extremadamente raro que exista algún ataque por parte de este animal hacia los seres humanos, ellos suelen vivir en aguas frías y profundas donde es prácticamente imposible que tengan algún encuentro directo con el hombre. Sin embargo, se han registrados algunos casos donde casi hubo un contacto directo, uno de ellos ocurrió en el Golfo de San Lorenzo cuando un Tiburón de Groenlandia siguió a un barco pesquero, otro caso reportado es de un ejemplar que persiguió a un grupo de buzos obligándolos a subir a la superficie, no se sabe si representan algún peligro para los seres humanos, pero es mejor tener precaución.

A mediados del siglo XIX y hasta las décadas de 1960, los pescadores de la zona de Groenlandia e Islandia cazaban a muchos tiburones boreales, hoy en día algunos pescadores creen que el tiburón de Groenlandia afecta su actividad despedazando a muchos peces y dejando sus despojos, son considerados como plagas y cuando son capturados cortan la cola para quedarse con sus aletas y desechan el resto por la borda. También, a veces son capturados accidentalmente en la pesca de fletán y camarones.

En algunos países continúa la pesca del animal, más que todo para extraer el hígado y sus aletas. Con la carne hay que tener extrema precaución, al estar cruda puede tener alto contenido tóxico de urea y de óxido de trimetilamina que causa el envenenamiento no sólo en los seres humanos, sino también en los perros y demás animales. Esta intoxicación suele ser acompañada de convulsiones y puede ocasionar la muerte si no es tratada a tiempo. No obstante, con la carne fermentada durante varios meses de este tiburón ártico se puede preparar el plato tradicional islandés “Hákarl”, esto se hace enterrando la carne entre 6 a 8 semanas y luego se cuelga en tiras para dejarla secar durante varios meses más.

La Unión Internacional para la Conservación ha clasificado a esta especie al estado de “casi amenazado”, esto se debe a los cambios climáticos y de temperatura que ha habido últimamente en los mares del mundo, además, el proceso de reproducción del tiburón boreal es sumamente lento, tarda literalmente más de un siglo para poder reproducirse.

Todos estos aspectos pueden traer como consecuencia la extinción de esta especie fascinante de escualo, la Unión Europea tomando conciencia de ello ha prohibido su pesca en todos los países pertenecientes a ella, sí todos los países siguieran un ejemplo de conservación, así como de conciencia ecológica para no seguir afectando el cambio climático, se podrían salvar muchas especies, entre ellas esta especie, en tal sentido, te invitamos a compartir este artículo en tus redes sociales.

Deja un comentario